Archivo de la categoría: BMW

3 Horas Nacionales de Turismos de Montjuich (1971)

Prueba puntuable para el Campeonato de España de Velocidad (tomarán la salida 35 vehículos de Grupos 1 y 2). El catalán Antonio Zanini, más inclinado a competir en la modalidad de los rallyes, ya había probado la especialidad de los circuitos con ocasión del Gran Premio Ciudad de Granollers (1970) sobre un Renault R-8 TS. Pero en 1971, como volante oficial del equipo preparador “Auto-Motor”, se dejó seducir por las características de Montjuich al volante del afinado Simca Rallye 1000-GT acondicionado por la conversión a Grupo 2 del “Auto Motor” (propulsor de 1.3 litros, doble carburación Weber, 90 CV y 780 kilos). La máquina de Zanini era un misil hasta que debió de retirarse tras colisionar con su paisano “Goliath” (Morris Cooper 1.3). La prueba se la adjudicaban los Ford Capri RS 2.9 de Álex Soler-Roig y Eladio Doncel (por ese orden) seguidos de Rafael Barrios (Alfa Romeo GTAm), Fernando Núñez de Fábregas (BMW 2002 Köepchen), Miguel Brunells (Morris Mini Cooper S 1.3), Agustín Boix (Seat 1430) -primero en Fabricación Nacional-… En la imagen, antes de su abandono, Antonio Zanini rueda por delante de José Ramón Ferreiro (BMW 2002-Ti), el tinerfeño que quedará 9º de la General y 1º en el Grupo 1.
Texto información Antonio De Leon Evora

from WordPress http://ift.tt/1HAfVrB
via IFTTT

44º Subida del Mont Ventoux (Francia, 1968)


Porsche 909/8 Bergspyder
Aparecidos en el Campeonato de Europa de Montaña (1968) fueron concebidos por los ingenieros del departamento deportivo de la firma alemana tras el anuncio de que Ferrari apostaba en 1969 por el nuevo modelo específico para la modalidad, el 212-E de 2.0 litros y 300 CV. Cuadrangulares, de geometría sencilla (casi un boceto infantil de parvularios), extremadamente reducidos y generosos en anchura, los 909/8 Bergspyder compitieron exclusivamente en Montaña machacando cualquier brote de insumisión. Adapta un propulsor de 8 cilindros y 2.0 litros (alimentación por inyección Bosch), se regula por un cambio especial de cinco relaciones y desarrolla una potencia de 275 a 9.000 vueltas. Pero lo asombroso del prototipo es su extremada ligereza: el empleo masivo de aluminio y fibra será determinante al arrojar 400 kilos. No obstante, algunos medios especializados de la época apuntaron que en vacío la máquina no superaban los 380 kilos… Sus pilotos oficiales (naturalmente) fueron Gerhard Mitter y Rolf Stommelen (en la imagen), ambos especialistas en Montaña. En la imagen, rotunda e imponente, momento de la salida de Stommelen en la 44º Subida del Mont Ventoux (Francia, 1968), la catedral de las cuestas galas. Victoria de Mitter (10’12”1) sobre Stommelen (10’17”6)…quedando 3º de la General, muy lejos, casi en los límites de un bostezo, Hubert Hahne (10’43”6) con la bonita (e ineficaz) biplaza BMW 2000 asimismo elaborada para la especialidad. Mitter, que casi siempre fue el más rápido, se proclamaba Campeón de Europa de Montaña 1968 en el apartado de los Prototipos (el cajón de sastre de los delirios y ensoñaciones febriles de los ingenieros más atrevidos).

Texto información Antonio De Leon Evora

from WordPress http://ift.tt/1F2QBsq
via IFTTT

42º ADAC Eifelrennen 1979 (Nurburgring, Alemania)

©COPYRIGHT Hans Fohr Ford Capri III Turbo preparados por Zackspeed. En la fotografía, Toine Hezemans («Sachs Sporting») dispone en Grupo 5 de un motor de 1.485 cc soplado por Turbo KKK que arrojan 400 CV/9.000 vueltas para 885 kilos. Quedará 8º de la División-1 tras una batería de Porsche 935-Turbo de diferentes preparadores. Y tras él, como avistamos en la imagen, Marc Surer (BMW M1 3.5 de 470 CV/1.020 kilos), 9º de la División-1 pero 1º en la Agrupación de los Grupos 2-4 que corren conjuntamente. Pasado renovado y futuro creciente.

Texto cedido por Antonio De Leon Evora